Últimos temas
» Afiliación hermana
Jue Abr 28, 2016 9:26 pm por d-conanmx

» ¿Todo es Posible si lo intentas?
Sáb Jul 11, 2015 8:03 am por Melisa_chan0

» Bannea al usuario de arriba
Sáb Abr 18, 2015 8:38 pm por Eagle calm

» EL REINO DEL PUNT, EL PARAÍSO DE LOS FARAONES de J A Falcón
Miér Mar 04, 2015 3:29 pm por libros15

» [P] Como una flor marchita.
Mar Feb 03, 2015 7:52 am por Kurenea

» La chispa de Alhza
Lun Feb 02, 2015 9:24 pm por yuske

» [P] A mi perro el Balto
Dom Feb 01, 2015 7:33 pm por Melisa_chan0

» Acciones
Mar Dic 30, 2014 3:37 am por Eagle calm

» Inicio y normas.
Mar Dic 23, 2014 2:14 pm por Eagle calm

» Preguntas y respuestas
Lun Dic 22, 2014 6:35 pm por Eagle calm

» [Reseña] Cementerio de Animales - Stephen King.
Lun Dic 22, 2014 4:06 pm por Kurenea

» Solicitudes de entrada.
Sáb Dic 20, 2014 2:47 pm por Kurenea

Ver más afiliados
Ver menos afiliados
Licencia Creative Commons
Todas las obras expuestas en este foro estan bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.

[Reseña] Cementerio de Animales - Stephen King.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[Reseña] Cementerio de Animales - Stephen King.

Mensaje por Kurenea el Lun Dic 22, 2014 4:06 pm

Ficha técnica.

Titulo: Cementerio de animales (Original: Pet Sematary)/ Autor: Stephen King/ Páginas: 411/ Género: ficción/ Tipo de edición: tapa blanda sin solapas/ Precio: 9,95€ (en España, edición de bolsillo, esto lo he mirado en las librerías, dado que mi versión es muy antigua, de la época de las pesetas, hasta me pone el precio en estas por detrás)

Sinopsis.


            Church estaba allí otra vez, como Louis Creed temía y deseaba. Porque su hijita Ellie le había encomendado que cuidara del gato, y Church había muerto atropellado. Louis lo había comprobado: el gato estaba muerto, incluso lo había enterrado más allá del Cementerio de animales. Sin embargo, Church había regresado, y sus ojos eran más crueles y perversos que antes. Pero volvía a estar allí y Ellie no lo lamentaría. Louis Creed sí lo lamentaría. Porque más allá del cementerio de animales, más allá de la valla de troncos que nadie se atrevía a trasponer, más allá de los cuarenta y cinco escalones, el maligno poder del antiguo cementerio indio le reclamaba con macabra avidez...

Cementerio de animales.


            Sacado del mueble de mi madre junto a una docena más de libros, decidí leerlo primero porque, aunque me gustaría decir lo contrario, no he tenido mucho contacto con las obras de Stephen King, y sin embargo si que me han recomendado muchas y he escuchado grandes maravillas sobre ellas, así que aquí vamos, un día después de acabarlo y ya teniendo más reposado el contenido, con la reseña:

            La novela empieza de la más normal de las formas, una situación que estoy segura de que todos hemos vivido por lo menos una vez en la vida; ese agobio tras un larguísimo viaje apretujados dentro de un coche, cansados y desesperados por llegar al destino. Y es a pesar de todo en esa primera escena tan cotidiana cuando empieza a marcarse el compas de lo que será esta historia, pues se cruzan y entablan amistad con el personaje determinante, el que mal guiará a nuestro normalísimo protagonista. Tras esta primera escena, trascurre toda una primera parte, titulada como el mismo libro “Cementerio de animales”, en que realmente no sucede casi nada llamativo, escalofriante o funesto, pero en que podemos ver los primeros y terribles pasos que llevaran esta historia por el camino de la amargura, contemplando entre ellos la vida cotidiana de esta familia, sus personalidades, sus miedos y sus traumas. Es ya en la segunda parte, con el titulo “El cementerio micmac”, cuando las cosas comienzan a salirse de control y vemos como la muerte, de la mano de varias de sus mejores amigas, negación y locura, hacen de las suyas, llevando a nuestro protagonista, Louis Creed, ha hacer algo que nos pasamos un montón de hojas gruñéndole mentalmente (y en mi caso no tan mentalmente, ejem) que no haga, pero ya es demasiado tarde, y el adorable Wendigo le tuvo tocado desde que revivió al gato de ultratumba en la primera parte, así llegamos a la tercera y última parte “Oz Ggande y teggible”, en que la tragedia que se veía venir termina de culminarse y la locura entra bajo los focos a paso fuerte, sin soltarse de la mano de su mejor amiguita, la muerte, a la que tenemos presente en cada paso del libro, sin embargo es el desenlace de esta parte, y sobre todo, el epílogo, lo que más me ha impresionado, y es que mientras leía e imaginaba esa última escena un lindo escalofrío me subió por la espalda.

            Ahora bien, debo decir que en conjunto, esperaba algo más de este libro, por lo dicho arriba del autor y sus obras, que el truco de “todo es tan normal y ellos son tan normales que no podrías imaginar que semejante normalidad se fuese a truncar de tan bestial manera”, esperaba más bien una tensión irrespirable y no pegar ojo por la noche del miedo (lo sé, soy una exagerada xD), pero dejando a un lado este detalle, me ha sido una lectura muy agradable, aunque sus meticulosas descripciones (y la minúscula letra de la versión de bolsillo) se me ha hecho en algunas escenas un poco pesada, y la acción algo lenta para mi gusto (sobre todo porque al tener poco tiempo sentía que nunca conseguiría llegar al culmen de la trama), otra cosa que no me ha gustado demasiado es que se anticipen hechos antes de que estos sucedan, siento que le quita buena parte de su encanto a la lectura, mas debo decir en favor de todos estos pequeños detalles que aún así he pasado página tras página, devorándolas, de forma incansable y sin aburrirme ni una pizca, también que ese trasfondo, esa sutil critica a la forma en que la sociedad actual ha convertido la muerte en un tabú, en algo antinatural,  es algo que me ha gustado mucho, al igual que el punto de vista de Louis en primer momento sobre ella, y como, al verse golpeado por su funesta mano donde más duele, se olvida completamente de su primera opinión, dejándose llevar por el dolor y mostrándonos dos de las grandes fallas de la naturaleza humana: tropezar, cuantas más veces mejor, con la misma piedra, y pensar, en una extraña muestra de arrogancia, que se puede violar impunemente toda ley de la naturaleza, que se es superior a ella.
avatar
Kurenea
Guardia literal

Mensajes : 307
Fecha de inscripción : 18/03/2012
Edad : 24
Localización : El pais de los delirios
Insignias :





Ver perfil de usuario http://ink-sea.blogspot.com.es/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.